Cuando el mármol cobra vida

Miguel Ángel decía que no esculpía, sino que hacía emerger las figuras del bloque de mármol, las liberaba de su cárcel de piedra.

El mayor encanto que siempre he encontrado en la escultura es esa capacidad para dar vida a lo inanimado. La perfección compositiva y anatómica de la escultura grecolatina se vuelve a alcanzar en el Renacimiento y en el Barroco.

Gian Lorenzo Bernini Bernini Selfportraitfue hijo de un notable escultor. Aunó las enseñanzas de su padre y los conocimientos aprendidos en Roma, rodeado de escultura clásica y renacentista. Ya muy joven revela sus extraordinarias dotes, su dominio de la anatomía, la composición y la armonía clásica, pero también da muestras de una inquietud por ir más allá (como sucedió en la antigua Grecia con el período helenístico).

Su primera obra, el Martirio de San Lorenzo, sorprende por su perfección, teniendo en cuenta que era un adolescente. Su destreza le sirvió para conseguir importantes encargos donde seguía mostrando sus habilidades, como en Eneas, Anquises y Ascanio Eneas 01donde talla las tres figuras en un mismo bloque de piedra consiguiendo una composición original y armónica.

La escultura de Bernini se hace más grandiosa advirtiendo los detalles. A veces es el rostro, otras las manos. En alguna parte de sus composiciones podemos atisbar una chispa de vida que nos hace dudar por un momento si aquello que estamos contemplando es realmente una fría roca.

Esto se aprecia significativamente en Plutón y Proserpina, Plutón y Proserpina 01el dramatismo del rapto, el forcejeo, el rostro de angustia de la diosa y de sorpresa en el dios por la tenaz resistencia, el contraste de la belleza de los cuerpos con la crueldad de la escena, pero el detalle genial está en las manos de Plutón sujetando el muslo y el costado de Proserpina, hundiéndose en la carne tibia.

Plutón y Proserpina 04

Lo mismo sucede en Apolo y Dafne. La angustiosa persecución se interrumpe en el preciso instante en que la ninfa es transformada en laurel para evitar la violación de Apolo. Apolo y Dafne 02Otra vez el rostro de pánico y dolor por la metamorfosis en ella, y la sorpresa en el dios. Y los detalles en manos y pies donde brotan ramas, hojas y corteza con un inmenso realismo. Apolo y Dafne 03

 

 

 

En su madurez alcanza el culmen y logra expresar esa viveza en sentimientos más profundos, como el Éxtasis de Santa Teresa, Santa Teresa 01creación central de la capilla Cornaro en Santa María della Vittoria de Roma, donde realiza una bella síntesis (“Bel Composto”) de arquitectura, pintura y escultura. La representación de la santa atravesada por un dardo simbólico, que porta un sonriente ángel, conjuga dolor y placer, espíritu y materia. Santa Teresa 02Ahora los ropajes juegan un importante papel otorgando teatralidad, movimiento, juego de luces y sombras, pero otra vez nos lleva la mirada a las manos y al rostro.

Ya anciano realiza su última gran obra, la Beata Ludovica Albertoni.

Beata Ludovica Albertoni 01Parece que la escultura se contrae en el momento de expirar su aliento final y el rostro refleja con intensidad casi orgásmica el momento de la muerte. Otra vez placer y dolor. Muerte y vida.

Beata Ludovica Albertoni 04

 

Advertisements

About Jorge Fernández-Alva

Historiador de Arte.
This entry was posted in Arte, Escultura and tagged , , , , , , , . Bookmark the permalink.

8 Responses to Cuando el mármol cobra vida

  1. Ajaytao2010 says:

    Most beautiful, excellent, sculptures

    Nice reading about you

    Thanks for visiting my blog. Be in touch. Browse through the category sections, I feel you may find something of your interest.

  2. Hesperetusa says:

    Voy a escribir una herejía, pero así lo pienso desde hace mucho, más viendo tantas veces sus obras en Roma: Gian Lorenzo Bernini es más grande que Miguel Ángel. Como escultor, como arquitecto le supera ese genio melancólico totalmente coétaneo suyo que fue Francesco Borromini.
    Y en qué descrédito injusto cayeron ambos durante siglos.

    • No es tanta la herejía. Es difícil elegir entre genios. Para mí son los dos escultores más grandes.

      Sí, en Italia prevalece el valor del Renacimiento pero también ha dado grandísimas figuras en el Barroco, sobre todo en Roma, una ciudad muy barroca (sobre ruinas clásicas): Bernini, Borromini, Cortona, Vignola, Carracci, Caravaggio…

  3. Mus says:

    Esa mano de Plutón… Ahí sí que parece que el mármol está vivo. Me emociona más la pintura pero esto es una maravilla.

  4. Es imposible no quedarse absorto ante alguna de estas obras. De pie, frente a ellas la realidad y el tiempo se desdibujan.
    No me queda más que felicitarte por tu estupendo blog y agradecerte enormemente la visita.
    Saludos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s